Manuales de Instrucciones de coches del segmento C

Volkswagen Golf > Sistema de control de los neumáticos

Llantas y neumáticos / Sistema de control de los neumáticos

El sistema de control de los neumáticos advierte al conductor en caso de una presión de los neumáticos demasiado baja.

Para este vehículo hay disponibles los siguientes sistemas de control de los neumáticos, que se diferencian en base a las siguientes características:

Sistema de control de los neumáticos

  • Supervisión de varios parámetros (entre otros, la circunferencia de rodadura) de todos los neumáticos mediante los sensores del ABS (medición indirecta).

ADVERTENCIA

La tecnología inteligente del sistema de control de los neumáticos no puede salvar los límites impuestos por las leyes físicas y únicamente funciona dentro de los límites del sistema. La manipulación inapropiada de las ruedas y los neumáticos puede causar la pérdida de presión repentina, el desprendimiento de la banda de rodadura e incluso el reventón del neumático.

  • Compruebe con regularidad la presión de los neumáticos y mantenga siempre los valores indicados. Si la presión es demasiado baja, el neumático podría calentarse tanto que la banda de rodadura podría desprenderse y el neumático reventar.
  • Mantenga siempre la presión correcta medida con los neumáticos en frío, como figura en el adhesivo.
  • Compruebe con regularidad la presión de los neumáticos cuando estén fríos. Si fuera necesario, ajuste la presión prevista para los neumáticos montados en el vehículo con estos en frío.
  • Compruebe periódicamente que los neumáticos no presenten indicios de desgaste o daño.
  • No exceda nunca la velocidad máxima ni la capacidad de carga autorizadas de los neumáticos montados.

Una presión de los neumáticos demasiado baja aumenta el consumo de combustible y el desgaste de los neumáticos.

La primera vez que se circula a gran velocidad con neumáticos nuevos puede que estos se ensanchen un poco y que, por ello, tenga lugar un aviso sobre la presión del aire.

Sustituya los neumáticos viejos solamente por neumáticos autorizados por Volkswagen para el tipo de vehículo en cuestión.

No se fíe solo del sistema de control de los neumáticos. Compruebe los neumáticos con regularidad para asegurarse de que tengan la presión correcta y de que no presenten indicios de estar dañados, por ejemplo, pinchazos, cortes, grietas o abolladuras. Retire los cuerpos extraños que se hayan podido clavar en el perfil del neumático siempre que no hayan penetrado en este.

Sistema de control de los neumáticos

Descripción del funcionamiento

El sistema de control de los neumáticos compara, entre otras cosas, las vueltas de cada rueda y, con ello, su circunferencia de rodadura mediante los sensores del ABS.

La circunferencia de rodadura puede cambiar:

  • Si se ha modificado la presión del neumático.
  • Si la presión del neumático es demasiado baja.
  • Si la estructura del neumático esta dañada.
  • Si el vehículo está desnivelado por la carga.
  • Si se han montado cadenas para nieve.
  • Si se ha montado una rueda de emergencia.
  • Si se ha cambiado una rueda por eje.

En el caso de un estilo de conducción deportivo, cuando se circula por calzadas sin piso firme o en condiciones invernales, o cuando se circula con cadenas para nieve, el sistema de control de los neumáticos puede tardar en realizar la advertencia o incluso no hacerlo.

Adaptar el sistema de control de los neumáticos

  • Conecte el encendido.
  • En función de la versión, pulse la tecla o el botón de función .
  • Abra el menú Vehículo del sistema de infotainment.
  • En función de la versión, dado el caso pulse el botón de función Ajustes.
  • Pulse el botón de función Neumáticos.
  • Pulse el botón de función SET.
  • Si la presión de los cuatro neumáticos se corresponde con los valores exigidos, pulse el botón de función Confirmar.

Tras un largo recorrido a diferentes velocidades, el sistema adapta automáticamente los nuevos valores y los supervisa.

En los siguientes casos hay que adaptar de nuevo el sistema:

  • Si se han modificado las presiones de los neumáticos.
  • Si se ha cambiado alguna rueda.
  • Si se han intercambiado las ruedas, p. ej., del eje delantero al trasero.

El sistema de control de los neumáticos no funciona cuando el ESC o el ABS presenta una avería.

Tras una advertencia sobre la presión demasiado baja de algún neumático, desconecte el encendido y vuelva a conectarlo. Solo entonces se puede volver a adaptar el sistema de control de los neumáticos.

Problemas y soluciones, sistema de control de los neumáticos

Presión de los neumáticos baja

El testigo de control se enciende en amarillo.

La presión de uno o de varios neumáticos ha disminuido, o la estructura del neumático está dañada.

  • ¡No continúe la marcha!
  • Compruebe y adapte la presión de todos los neumáticos.
  • Encargue la sustitución de los neumáticos dañados.
  • Adapte de nuevo el sistema de control de los neumáticos.
  • Si el problema continúa, acuda a un taller especializado.

  Avería en el sistema de control de los neumáticos

El testigo de control parpadea durante 65 segundos y a continuación permanece encendido en amarillo.

Hay una avería en el sistema.

  • ¡No continúe la marcha!
  • Desconecte el encendido y vuelva a conectarlo.
  • Adapte de nuevo el sistema de control de los neumáticos.
  • Si el problema continúa, acuda a un taller especializado.

ADVERTENCIA

Si la presión no es igual en todos los neumáticos o es demasiado baja, los neumáticos podrían resultar dañados o fallar, se podría perder el control del vehículo y producirse accidentes, lesiones graves o la muerte.

  • Si se enciende el testigo de control , deténgase inmediatamente y compruebe todos los neumáticos.
  • Si la presión no es igual en todos los neumáticos o es demasiado baja, podría aumentar el desgaste de los neumáticos, empeorar la estabilidad de marcha y aumentar la distancia de frenado.
  • Si la presión no es igual en todos los neumáticos o es demasiado baja, algún neumático podría fallar repentinamente o reventar, y se podría perder el control del vehículo.
  • El conductor es siempre el responsable de que la presión de todos los neumáticos del vehículo sea la correcta. La presión recomendada figura en un adhesivo.
  • El sistema de control de los neumáticos solo puede cumplir su función si todos los neumáticos tienen la presión correcta en frío.
  • Los neumáticos deberán tener siempre la presión adecuada al estado de carga del vehículo.
  • Antes de emprender la marcha, infle siempre todos los neumáticos con la presión correcta.
  • Si se circula con una presión demasiado baja, el neumático se ve sometido a un mayor trabajo de flexión y, por ello, podría calentarse tanto que la banda de rodadura podría desprenderse, el neumático podría reventar y se podría perder el control del vehículo.
  • Si se circula a gran velocidad o con excesiva carga, los neumáticos podrían calentarse tanto que podrían llegar a reventar y se podría perder el control del vehículo.
  • Una presión de los neumáticos excesiva o insuficiente reduce la vida útil de estos y empeora el comportamiento de marcha del vehículo.
  • Si el neumático no estuviera totalmente desinflado y no fuera necesario cambiar la rueda inmediatamente, diríjase a poca velocidad al taller especializado más cercano, compruebe la presión de inflado y corríjala.

Si se circula por carreteras sin piso firme durante mucho tiempo o se conduce deportivamente, puede que el sistema de control de los neumáticos se desconecte temporalmente.

En caso de una anomalía en el funcionamiento del sistema, el testigo de control parpadea durante aprox. 65 segundos y a continuación permanece encendido. Sin embargo, el testigo se apaga cuando varían las condiciones de la calzada o el estilo de conducción.

    LEE MAS:

     Volkswagen Golf > Llantas y neumáticos

     Volkswagen Golf > Información importante sobre las ruedas y los neumáticos

    Los neumáticos son los componentes del vehículo más sometidos a esfuerzo y, a su vez, los más subestimados. Sin embargo, son muy importantes, ya que sus estrechas superficies de apoyo son el único contacto del vehículo con la calzada.

     Volkswagen Golf > Compartimentos portaobjetos

    Los compartimentos portaobjetos solo deberán utilizarse para depositar objetos pequeños o ligeros. ADVERTENCIA Los objetos que se lleven en el vehículo sin fijar podrían salir lanzados por el habitáculo en caso de producirse un frenazo o una maniobra repentina.

    Nuevo - Top - Mapa del sitio - Buscar - © 2020 www.ccoches.com 0.0418 -